Economía Doméstica; ¿Has oído hablar alguna vez del concepto de economía doméstica? Aquí te lo explicamos. Los niños quieren ir al parque. La esposa quiere ir a la librería. El marido quiere ir a ver a su equipo favorito. Al mismo tiempo, la factura del gas acaba de llegar. Falta menos de una semana para que llegue la factura de la luz y la de la tarjeta de crédito ya está en el buzón.

Escenarios muy comunes en la vida familiar cotidiana, ¿verdad? Es un hecho que las facturas llegarán y que la vida adulta seguirá poniendo a prueba los límites de tu paciencia. ¿Qué nos queda por hacer? Aprenda a hacer frente mediante el control y la disciplina a tus finanzas personales.

Porque tan importante como adherirse a la energía limpia es reciclar los hábitos financieros que ya no te aportan nada. Sigue leyendo este artículo de Estudiar Energías Renovables Online y te daremos varios consejos sobre economía doméstica.

Ver Curso Online de Energía Solar Fotovoltaica

Economía Doméstica. Consejos para Ahorrar en Casa

4,5 / 5

Cómo Funciona la Economía Doméstica en el Día a Día

La economía doméstica cotidiana no es más que la introducción de hábitos en el hogar que permitan cuidar de las finanzas personales sin, por tanto, perder calidad de vida.

Cuidar tu economía doméstica significa tomar decisiones a diario que contribuyan a un objetivo relacionado con tu vida financiera.

¿Quieres comprar un coche? ¿Financiación de un piso? ¿Quizás quieras invertir en autoconsumo de energía solar porque reconoces la importancia de tomar decisiones más sostenibles?

Tu objetivo es sólo tuyo, pero hay consejos que son para todos los que quieren alcanzar un estado de control total de sus finanzas personales.

Por ejemplo, el ahorro de electricidad es un hábito que todo el mundo debería poner en práctica en casa, tanto por el valor de las facturas como por su impacto en el planeta.

Consejos para Ahorrar en Casa

1. Comprar en Tiendas Pequeñas

Siempre estamos pendientes de los folletos de los supermercados para ver los descuentos de la semana. De hecho, es habitual ver el buzón abarrotado de revistas que a menudo van directamente a la basura.

Por supuesto, es un valor añadido seguir las promociones de los supermercados cercanos a tu casa. Pero es bueno recordar que las pequeñas carnicerías, fruterías y esas tiendas modestas también pueden tener un buen precio.

Y lo mejor es que cuando te decides a comprar allí, haces que la economía de tu barrio gire. Además, en estas pequeñas tiendas se pueden encontrar frutas exóticas, galletas caseras y un sinfín de productos auténticos.

2. No vayas al supermercado con el estómago vacío

De verdad. Porque cuando llegas allí te quedas rápidamente hipnotizado por la variedad de productos en las estanterías que despiertan todos tus sentidos, especialmente el olfato y el gusto.

No te dejes seducir por cualquier bombón o bocadillo. Tanto por tu salud física como financiera, come antes de ir al supermercado.

Verás que incluso el valor de los productos te animará a replantearte tus finanzas personales.

3. Aprende a hacer productos de limpieza caseros

Cada vez hay más productos de limpieza que prometen eliminar la suciedad donde ni siquiera sabías que existía. El envase llama la atención por sus colores y sus promesas casi irreales de limpieza instantánea. No te dejes engañar.

Hay muchos tipos de suciedad que la clásica combinación de detergente, vinagre y bicarbonato de sodio puede atajar.

Hay en la inmensidad de internet miles de vídeos de bricolaje de productos de limpieza que sirven para los muebles, la ropa, la vajilla y mucho más. Ve a verlos antes de atiborrarte de cualquier envoltorio de compra rápida.

4. Al deshacerte de los muebles viejos, véndelos

Es difícil pasar por los puntos de recogida de basuras sin ver camas, lavabos, colchones y otros muebles abandonados a la suerte de quien los encuentre primero.

No es necesario que lo hagas si crees que tus muebles aún están en buen estado. Ponlo en una web de venta de segunda mano y puede que encuentres gente interesada en él de otras ciudades.

¿Quién sabe, tal vez incluso lo cambies y consiga un mueble o artículo de decoración casi nuevo?

5. Encuentra un pasatiempo saludable

Hacer algo de ejercicio cada día te dará una sensación de bienestar que puede facilitar todos los demás aspectos de tu vida, incluida la economía doméstica.

Además, cuando inviertes en un pasatiempo saludable, no sientes que estás gastando dinero, sino que inviertes en tu calidad de vida. No hay mejor manera de invertir el dinero que en el crecimiento personal.

Por supuesto, salir a socializar con los amigos es muy importante, pero limita el gasto en ese sentido para centrarte en ti mismo.

6. Organizar cenas en casa

Si eres de los que cada fin de semana quiere conocer un nuevo restaurante, o ir al mismo bar de siempre, debes saber que existen alternativas para optimizar tu gasto.

En estos casos, es mejor organizar cenas con amigos o familiares en casa. Incluso si tienes que pedir comida a las aplicaciones de reparto, puedes estar seguro de que todo será más barato.

Por supuesto, al final de la noche, tendrás que fregar los platos y limpiar todo el espacio. Pero tus amigos te ayudarán en esta tarea. O al menos eso esperamos.

Por supuesto, ten cuidado con el lavavajillas para ahorrar electricidad. Enciéndelo sólo cuando esté lleno.

7. Hacer planes de gastos

Ya sea en Excel, en Google Sheets, en un cuaderno o en un software de organización: anota tus gastos domésticos.

Es muy fácil perder de vista nuestra vida financiera, sobre todo hoy en día, cuando podemos realizar pagos con sólo un par de toques en la pantalla del móvil.

Tomar nota de los gastos es importante incluso para saber a qué se destina la mayor parte de tu dinero y qué puedes hacer en el futuro para optimizar esos gastos.

8. Fijar objetivos de gasto

Metas, proyectos, reuniones, opiniones pueden parecer términos demasiado profesionales, pero también son aplicables a tu economía doméstica.

Gastar dinero sin un propósito es peligroso para tu vida financiera y para mantener el orden en el hogar, ya que puedes perder de vista lo que es esencial para ti.

Establece objetivos personales como cualquier otro objetivo profesional y esfuérzate por alcanzarlos.

9. Utiliza la tecnología a tu favor

Como decíamos antes, existen varios software, apps, programas y diversos recursos tecnológicos que te permiten llevar un control de tus finanzas personales.

El reto es mantener la disciplina de controlar los gastos, incluso con aquellos más insignificantes, como una fruta, un café o una bollería que compras en la calle.

No te engañes: céntimo a céntimo puedes perder grandes cantidades de dinero.

10. Es mejor ser que parecer

Ropa de moda, zapatos que viste en los pies de una influencer, accesorios que cuestan cientos de euros. Cuando vemos a alguien con estos artículos que van en aumento tenemos la falsa idea de que esa persona está bien económicamente.

Supéralo. Eso no siempre es cierto; incluso al contrario: a menudo los que parecen no tener nada son los que tienen un excelente control de su vida financiera.

Mark Zuckerberg, Bill Gates y Steve Jobs siempre se visten con la misma ropa discreta de siempre. Recuerda eso.

Economía Doméstica - Ahorrar Dinero en Casa

¿Quieres Ahorrar más? Invierte en Autoconsumo Eléctrico

Otro consejo superimportante para no perder el control de tu economía doméstica es ahorrar electricidad. Esto debe hacerse, sobre todo, revisando el consumo de electricidad en el entorno doméstico. Al fin y al cabo, ahorrar electricidad es tan beneficioso para el bolsillo como para el planeta.

Ver Calcular Consumo Eléctrico

Pero hay una alternativa igualmente positiva para la naturaleza: invertir en el autoconsumo de electricidad.

¿Y cómo hacerlo? Comprando paneles solares que te permitirán ahorrar en tus facturas a final de mes.

Se calcula que el autoconsumo de energía solar permite a los clientes ahorrar alrededor de un 40% en sus facturas cada mes. Esto es, sin duda, una gran ventaja, especialmente para los hogares con muchos miembros que gastan grandes cantidades de dinero cada mes para pagar la electricidad.

Ver ¿Son Rentables los Paneles Solares?

Vídeo: Cómo Llevar la Contabilidad de Casa en Excel | Economía Doméstica

Tanto si estás empezando como si sueñas con ser un profesional especializado en el mundo energético, debes saber que es una rama donde se requieren muchas habilidades junto con experiencia profesional. Si te interesan las energías renovables, que cada vez tienen más importancia en la sociedad actual, estudiar un curso o Máster especializado online es lo más indicado. Asegúrate de hacerlo en un centro acreditado por DQ, disfrutarás de las mejores condiciones de acceso al mercado laboral con reconocimiento a nivel internacional y las mejores facilidades para proseguir estudios superiores universitarios.

¿Dónde Estudiar Energías Renovables Online?

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

No es probable Extremadamente probable

¡Si te ha gustado la publicación «Economía Doméstica», te animamos a estudiar energías renovables online! ¡Dale al Like y comparte, los futuros reclutadores contrastarán que sigues contenido de calidad especializado en tu nicho profesional!

Inicio » Ahorro » Economía Doméstica. Consejos para Ahorrar en Casa