Reciclar Cápsulas de Café; La famosa y amada taza de café de todos los días es obligatoria para la mayoría de los españoles y, por tanto, tiene un enorme impacto en la producción de residuos. La buena noticia es que podemos reciclar las cápsulas de café.

Transmitir el mensaje correcto cuando se trata de respetar el planeta es algo que nos encanta poner en práctica aquí en nuestro blog de Estudiar Energías Renovables Online.

¿Tienes curiosidad por saber cómo reciclar las cápsulas de café? Quédate con nosotros. Hablemos de una de las muchas formas sencillas y asequibles de reducir nuestra huella de carbono.

Ver Curso de Eficiencia Energética Industrial

Reciclar Cápsulas de Café. Cómo y qué Hacer con Ellas

Reciclaje de Cápsulas de Café. Todo lo que Necesitas Saber

¿Qué haces con tus cápsulas de café en casa? ¿Optas por tirarlos en el contenedor «normal» o los clasificas en el contenedor amarillo? ¿Qué ocurre una vez que se han eliminado?

Vamos a responder a todas ellas, a todas.

¿Son las cápsulas de café desechables respetuosas con el planeta?

¿Práctico? Mucho. ¿Sostenible? No mucho, desgraciadamente.

Aunque nos encanta que el hábito del café se haya vuelto tan práctico, con las máquinas cada vez más accesibles y presentes en nuestro día a día, lo cierto es que este hábito tan nuestro no es muy inocente y tiene el potencial de generar varios daños al medio ambiente.

Te proponemos un ejercicio para hacerte una idea de la magnitud del problema: ¿sabías que, en términos de consumo, el café está justo detrás del petróleo? Ahora piensa que cada cápsula es un artículo desechable. Así que ahora termina de imaginar cuántas cápsulas se consumen y desechan a diario. Y semanal, mensual, anualmente…

¿Puedes adivinar?

Hagamos un cálculo rápido: ¿cuántas cápsulas de café consumes, de media, en un año? Imagina que bebes tres tazas de café al día. El resultado de esta matemática es sencillo: se beben 1095 en doce meses y se desechan exactamente este número de cápsulas en el medio ambiente.

Algunos han calculado incluso una cifra mayor: cada minuto se tiran 13.500 cápsulas de café en el mundo. Suena increíble, ¿verdad? La verdad es que es preocupante.

Una cápsula puede tardar entre 150 y 500 años en descomponerse de forma natural una vez desechada. Es fácil para nosotros predecir el impacto negativo que nuestra taza de café rutinaria tiene en el planeta.

¿Son reciclables todas las cápsulas de café?

¿Es el reciclaje una solución eficaz? Algunos dicen que sí, otros que no. Sin embargo, cuando el consumo pasa por lo que es desechable, la alternativa es eliminarlo en la naturaleza.

Existen en el mercado algunas opciones de cápsulas desechables que se describen específicamente como reciclables. Sin embargo, las más vendidas, las de plástico o aluminio, tienen un proceso de reciclaje bastante complejo.

Cómo Reciclar Cápsulas de Café Correctamente

¿En el contenedor amarillo o en el normal? Entre una opción y otra, los residuos normales deberían ser la elección. Así que puedes olvidarte de clasificarlos en los contenedores de plástico y metal. Durante la clasificación de estos contenedores, las cápsulas se etiquetan como residuos y se envían al vertedero: se reconocen como residuos de envases y no importa si se han lavado.

Dicho esto, no hay duda: la mejor manera de deshacerse de ellas es entregar las cápsulas usadas en los puntos de recogida, que proporcionan las propias marcas de café.

¿Qué Ocurre con las Cápsulas que se Desperdician?

Es sabido que existen varios puntos de recogida de cápsulas de café para su reciclaje. Es tan fácil como ir a la tienda y comprar las cápsulas. Pero lo cierto es que, en su inmensa mayoría, los compramos y nunca nos acordamos de devolverlos.

Como resultado, tiramos muchos de estos residuos a la basura y ahora sabemos que hay un gran número de cápsulas desechables que van a parar a los vertederos en lugar de a los puntos de reciclaje, un problema que no sólo crea más contaminación, sino que agrava la escasez de recursos que ya sufre el mundo.

Reciclar Cápsulas de Café - Cómo y Dónde

¿Cómo es el Proceso de Reciclaje de las Cápsulas de Café?

Una vez que nos hacemos con las máquinas (ya sea en casa o en la oficina) es de absoluta importancia que sepamos reconocer los impactos de esta elección y entender cómo, de forma realmente sencilla, podemos minimizar el daño que estos residuos nuestros causan a la naturaleza.

¿Y cuál es la manera más sencilla de minimizar los malos efectos que nuestro café en cápsulas deja en el medio ambiente? El modo más fácil de no aumentar el problema es, de hecho, reciclar cápsulas de café entregándolas en los puntos de recogida. Para ello, debes guardarlos en casa después de usarlos y no olvidarte de llevarlos a la tienda.

¿Qué pasa cuando la marca que consumimos no hace esta labor de recogida para el reciclaje? Entonces, en este caso, una posible opción es hacer tu eliminación de cápsulas en la basura, conscientes del daño que estamos causando.

Ideas con Cápsulas de Café Reciclables

Una forma de reducir el impacto negativo que genera el consumo de cápsulas de café desechables es utilizarlas desde una nueva perspectiva.

Las ideas de artesanía que reutilizan estos artículos no se consideran una solución, después de todo, los residuos siguen existiendo y, finalmente, tarde o temprano, irán a parar a los vertederos. Aun así, son buenas maneras de evitar el consumo de otros materiales, despertando otras fuentes de residuos.

Aquí tienes algunos ejemplos:

Alternativas a las Cápsulas de café Desechables

Aquí pasamos a sugerir otras formas de consumir café en cápsulas, que ayudan a reducir este tipo de huella ecológica: son diferentes formas que ayudan a reducir nuestros residuos y una alternativa a reciclar cápsulas de café.

Cápsulas reutilizables

Cada vez son más comunes, ¡y menos mal! Ya hay en el mercado una buena variedad de cápsulas reutilizables que son compatibles con las máquinas de café más utilizadas por los consumidores. Esta compatibilidad es la que garantiza que la cápsula no dañe nuestra máquina. Al comprar, confirma este punto.

A diferencia de las cápsulas desechables, las versiones reutilizables tienen un ciclo de vida mucho más largo, lo que se debe a los materiales de los que están hechas, como el acero inoxidable o la silicona, por ejemplo. Las de acero son las mejores opciones para el medio ambiente, ya que nunca necesitan ser reemplazadas. Esto significa que se pueden lavar y rellenar con tu café favorito las veces que quieras.

Se trata, por tanto, de una alternativa mucho más sostenible que las cápsulas desechables.

Ahora, te preguntarás: ¿pero no hay cápsulas de plástico reutilizables a la venta en las grandes superficies? Sí, hay cápsulas de café hechas de plástico reforzado e incluso tienen un precio mucho más barato. Pero no son tan respetuosos con el planeta. Al final de su ciclo de vida (de unos 100 usos) siempre acabarán siendo incinerados o depositados en vertederos.

¿Cómo utilizar mis cápsulas de café reutilizables?

No puede ser más sencillo.

  • Seca bien la cápsula antes de cada uso y, con la ayuda de una cucharilla, rellénala con el café que más te guste. Presiona y cierra. Ahora, simplemente introduzca tu cápsula en la máquina.
  • Luego sólo hay que enjuagar y repetir el proceso cada vez que sea la hora de tomar un café.

Cápsulas de café compostables

Es cierto que todavía no son una gran apuesta de la mayoría de las marcas de café, pero ya hay algunas posibilidades de compra y es mejor que reciclar cápsulas de café tradicionales.

¿Y qué son las cápsulas compostables? Se trata de cápsulas fabricadas íntegramente con materiales orgánicos que se convertirán en abono, es decir, que más tarde, tras ser desechados, estos artículos compostables servirán para fertilizar la tierra.

Esta era una práctica bastante más habitual en los procesos industriales, pero hoy en día ya podemos hacer compostaje doméstico, con aplicación casera en cultivos en maceta o pequeños huertos.

¿Cuáles son las ventajas de las cápsulas compostables en comparación con las cápsulas reutilizables? Se compran listos para usar.

¿Qué cuidados debemos tener con la eliminación? Nunca debemos tirar las cápsulas compostables para su reciclaje, ya que esto genera más residuos; es aún más importante que las compostemos si decidimos hacerlo. Sólo las cápsulas desechables se destinan al reciclaje.

En nuestra vida cotidiana, es común que no tengamos una noción exacta de lo que nuestros hábitos (grandes y pequeños) pueden hacer al planeta. Y no sólo estamos hablando de cápsulas de café desechables. Todo lo desechable está asociado a problemas medioambientales: pajitas, vasos, cubiertos, mascarillas, guantes, etc.

Antes de tomar nuestras decisiones de consumo, siempre debemos intentar informarnos sobre alternativas más ecológicas, como las energías renovables.

No cuesta mucho pensar de forma diferente. Lo crucial es dar el primer paso… Y repetirlo. Después, cualquier actitud nueva se convierte en hábito.

Ser amigo del planeta es un compromiso diario e inaplazable.

Vídeo: Café Espresso de Cápsula Recargable | Reciclar Cápsulas de Café

Tanto si estás empezando como si sueñas con ser un profesional especializado en el mundo energético, debes saber que es una rama donde se requieren muchas habilidades junto con experiencia profesional. Si te interesan las energías renovables, que cada vez tienen más importancia en la sociedad actual, estudiar un curso o Máster especializado online es lo más indicado. Asegúrate de hacerlo en un centro acreditado por DQ, disfrutarás de las mejores condiciones de acceso al mercado laboral con reconocimiento a nivel internacional y las mejores facilidades para proseguir estudios superiores universitarios.

No es probable Extremadamente probable

¡Si te ha gustado la publicación «Reciclar Cápsulas de Café», te animamos a estudiar energías renovables online! ¡Dale al Like y comparte, los futuros reclutadores contrastarán que sigues contenido de calidad especializado en tu nicho profesional!

Inicio » Sostenibilidad » Reciclar Cápsulas de Café. Cómo y qué Hacer con Ellas
Doctrina Qualitas
Últimas entradas de Doctrina Qualitas (ver todo)